Jamón Ibérico de Bellota Gran Reserva

Jamón GR Edición Limitada 2009

La familia Sánchez lleva desde 1920 dedicada en Guijuelo a los productos del cerdo ibérico. Ahora en manos de la tercera generación, cuentan con 35.000 metros cuadrados de instalaciones entre secaderos y bodegas naturales, con una producción cercana a los 11.500 cerdos de raza ibérica. Todo el proceso, desde la crianza de los cerdos en las dehesas de Andalucía y Extremadura hasta la curación de los jamones, se realiza de forma artesanal. Y la distribución se hace por los canales tradicionales, con trato directo con las charcuterías y los restaurantes.

Los jamones y paletas se someten a un reposo de diez meses en los secaderos naturales y después permanecen en bodega un mínimo de 40 meses. Son jamones que se caracterizan por un aroma y sabor suaves y dulces. Su gama de productos se completa con los embutidos, elaborados con piezas nobles del cerdo: lomo, chorizo y salchichón. La estrella de la casa es el jamón de bellota Gran Reserva Edición Limitada, una selección de la añada 2010, con presentación de lujo, de la que sólo se venden 50 piezas.

Con Fisan colaboran dos conocidos cocineros, Ramón Freixa y Ricard Camarena. El primero ha elaborado distintos platos que tienen como protagonista a los jamones gran reserva de la marca, siempre respetando el sabor tradicional del producto. Por su parte, Camarena y su equipo han trabajado para desarrollar nuevas fórmulas que potencien el sabor del ibérico. El resultado son nuevas elaboraciones que buscan sorprender y divertir, como la espuma de chorizo de belllota, la mantequilla de chorizo o el gofre de jamón ibérico.

Solo 22 extraordinarios Jamones Gran Reserva FISAN de la añada 2009
Se necesitan más de 4 años de selección constante para elegir los Jamones Ibéricos de Bellota Gran Reserva los que formarán nuestra EDICIÓN LIMITADA. Por eso cada campaña, hacia finales de otoño, en FISAN presentan los Jamones Ibéricos de Bellota Gran Reserva EDICIÓN LIMITADA. Este año, los elegidos son únicamente 22 perniles de la añada 2009.

El proceso de selección empieza en la dehesa, vigilando los cerdos ibéricos que destacan morfológicamente y con la observación de su comportamiento durante la montanera. Tras el paso de los animales por el matadero se fijan especialmente en la concentración de grasas monoinsaturadas (ácido oleico), su proporción respecto al tejido muscular,… valores objetivos que junto a la forma del jamón permiten seleccionar las piezas que más prometen.

Tras esta preselección y una vez realizadas las primeras etapas de la elaboración del jamón (salado, secado y primeros meses en bodega) ya quedan señalados unos 100 candidatos a pertenecer a la EDICIÓN LIMITADA. Durante los siguientes años vigilan constantemente su evolución hasta que a finales de octubre de cada año quedan finalmente seleccionados los protagonistas de cada temporada.

Como decíamos anteriormente, este año 22 jamones han llegado al final de este extraordinario proceso de selección. Una vez en su funda y caja características llegarán a 22 mesas privilegiadas donde, como todos los jamones ibéricos de bellota de estas características, será consumido rápidamente (entre 1 y 5 días después de abierto) y siempre recién cortado a mano.

Jamón Ibérico de Bellota y Sal
Los jamones y paletas se someten a un reposo de diez meses en los secaderos naturales y permanecen en bodega un mínimo de 40 meses;

Dulzura, sabor intenso, olor profundo, fresco y duradero son los extraordinarios matices que ofrece al paladar El Jamón Ibérico de Bellota FISAN GRAN RESERVA. Sus infiltraciones de grasa hacen que cada pequeña loncha se derrita en la boca y su recuerdo perdure rememorando sus más de cuarenta meses de curación en bodegas naturales. Su secreto está en la selección desde la materia prima: Solamente las piezas excepcionales se clasifican como GRAN RESERVA FISAN. Paciencia y reposo en las bodegas abiertas a los aires de la sierra culminan en el mejor Jamón Ibérico de Bellota que recuerde su paladar.

Paleta Ibérica de Bellota y Sal
La Paleta Ibérica de Bellota FISAN GRAN RESERVA lleva impreso el sabor intenso y fresco de la dehesa. Su intensidad de color y olor nos transportan también a la bodega natural donde reposan más de tres años y medio y así deleitan los paladares más expertos con su punto exacto de sal. Solamente las piezas excepcionales se clasifican como GRAN RESERVA FISAN.

Chorizo Ibérico de Bellota Gran Reserva
El Chorizo Ibérico de Bellota GRAN RESERVA FISAN es el sueño del paladar más exigente. Se prepara únicamente con las carnes nobles del cerdo ibérico de bellota, pluma, presa y secreto, seleccionadas cada campaña. Reposando en bodegas naturales durante ocho meses reúne las condiciones idóneas para que su olor y color intenso se transformen en sabor intenso con matices suaves en el paladar.

Deje su comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.