Dubai, destino de lujo en primera persona

- & categoría , , , , , , , .

PASEANDO POR DUBÁI, en primera persona, gracias a @emirates @atlantisthepalm @ferrariland y todos los que colaboraron en la visita a los Emiratos Árabes Unidos, un lugar futurista sin olvidar el pasado.

Uno de los destinos de nuestras últimas vacaciones fue la lujosa ciudad de Dubai, en los Emiratos Árabes Unidos, quería contarles algunas de los sorprendentes lugares que hemos conocido, no alcanzan las palabras para describir el glamour que viste esta espectacular ciudad.

Tomamos un vuelo de Emirates, en clase Business, y allí comenzó la fantástica travesía. Al llegar al aeropuerto nos esperaba un auto de la aerolínea, que nos llevó directamente hacia nuestro hotel, el Atlantis The Palm, uno de los puntos turísticos más importantes de esta ciudad. Imponente y fabuloso.
Aunque no se hospeden allí, deben acercarse a tomarse una hermosa fotografía, dentro del hotel se ubica el divertidisimo Atlantis the Palm, Aquaventure Waterpark, también podrán nadar con delfines y sacarse divertidas fotos con los leones marinos, en Dolphin Bay & Sea Lion Point.
Y el sorprendente Acuario, The Lost Chambers Aquarium, cuevas subterráneas con miles de especies de peces, que vale la pena visitar, alucinante para pequeños y grandes.

Mientras estuvimos allí hospedados, reservamos un recorrido en helicóptero, para ver desde el aire, lo que este destino tan glamoroso nos venía ofreciendo. Contratamos un viaje VIP, de la compañía Fly High, nos vinieron a buscar a la puerta del hotel en un auto de la empresa, y nos llevó hasta el helipuerto que se localizaba muy cerca del Atlantis, así que nuestro viaje fue corto, estábamos muy nerviosos ya que era nuestra primera vez. Nos pesaron para repartir el peso de manera equitativa y nos hicieron ver un video de seguridad, y una vez listos nos dirigimos hacia el enorme helicóptero Falcon de color blanco, mi esposo e hija fueron adelante junto con el piloto y yo atrás. El recorrido duró 45 minutos y quedamos absortos, con las construcciones de la nueva Dubai, anonadados con la vieja Dubai, le tomamos fotografías al hermoso Dubai Frame, dos gigantescas torres unidas por un puente que se parecen un marco de cuadro, una de las últimas maravillas arquitectónicas inauguradas. Ni hablar de poder apreciar la fabulosa The Palm, uno no puede entender como desde la nada crearon semejantes estructuras.
Asimismo, observamos cómo están armando una nueva palma más pequeña, y un nuevo conjunto de islas artificiales que representan el globo terráqueo, llamado The World, solo se podrá llegar por agua o en avionetas de agua, solo una isla está construida con un pequeño y exclusivo hotel.
Un viaje que nos permitió comprender un poco como es el crecimiento veloz de esta ciudad llena de riqueza y glamour.
Además que tomamos las fabulosas fotografías, las mejores capturas fueron del Atlantis al momento de aterrizar. Si se animan se los recomiendo, hay paseos de 15 minutos que son bastante económicos y merecen la pena.

Otro de los lugares que visitamos fue el elegante hotel Burj Al Arab, conocido por ser el hotel más lujoso del mundo, para poder conocerlo por dentro es necesario tener reserva para alguno de sus bares o restaurantes, así que nos dimos el lujo de comer en Nathan Outlaw At Al Mahara, que se encuentra en el primer piso de este fastuoso lugar. Pero vale la pena tan solo acercarse para tomarse fotografías desde la playa, la construcción es realmente sorprendente.

Una de las maravillas arquitectónicas de Dubai, el edificio más alto del mundo, el fastuoso Burj Khalifa, con 828 metros de altura, fue construido en el downtown de esta ostentosa ciudad.
Para subir, hay que sacar el ticket con anticipación, ya que cuentan un cupo limitado por día.

Se pueden visitar los pisos 148, 125 y 124. El ticket para subir al At The Top Sky (148), es el más costoso, pero vale la pena por la experiencia, nos recibieron en un salón exclusivo, en donde había un enorme sillón de cuero negro, donde fuimos invitados con una deliciosa taza de té con masitas rellenas. De allí un divino recorrido hasta el elevador, que nos llevó en pocos segundo hasta el piso 148, donde nos esperaban con unos deliciosos cócteles sin alcohol y exquisitos canapés. Pero lo maravilloso, espectacular y sorprendente fueron las visuales de la ciudad, una vivencia espectacular que permite apreciar cada detalle de la majestuosa, imponente e inigualable Dubai.

Luego de tomarnos un montón de fotos, incluidas las del fotógrafo, y pasar por la tienda de souvenirs, y llevarnos algunos, bajamos al piso 125, At The Top, igualmente de sorprendente, uno no puede dejar de tomar fotografías a cada paso que da, y más tarde nos dirigimos al 124, en ambos pisos se pueden observar distintos puntos panorámicos, asimismo hay cuadros y fotografías que cuentan cómo fue construido el edificio. Como si fuera poco, y se van a encontrar con la experiencia Mission 828, un simulador en 3D, de realidad virtual en la cual uno siente que está saltando desde esta increíble construcción, tiene un costo adicional, pero es muy económico y sumamente divertido.

El Burj Khalifa, tiene conexión con el inmenso Dubai Mall, ni más ni menos que el centro comercial más grande del mundo, lo visitamos dos veces y no pudimos recorrerlo todo. Es un punto turístico en sí mismo, están todas las marcas que puedan querer, asi como restaurantes, bares, supermercados, creo que todo lo que uno puede querer o necesitar está allí. Impresionantes obras de arte de tamaños inimaginables se encuentran emplazadas en los distintos pasillos, desde techos cubiertos con coloridos paraguas, cataratas con hombres cabeza abajo, hasta una enorme escultura hecha con globos de colores, y un hermoso Botero en la puerta.

Las impresionantes fuentes danzantes, que se localizan alrededor del Mall y del Burj Khalifa, brillan todas las noches al compás de fabulosa música y hace vibrar a todos los concurrentes, así como también el majestuoso edificio que se viste de colores, para sorprendernos una vez más, pero esta vez desde afuera.
En medio de centro comercial, nos topamos con el más grande acuario del mundo, llega desde el piso hasta el cuarto piso, no es necesario entrar al acuario para disfrutarlo. Pero si tienen tiempo se los recomiendo, es increíble, el Dubai Aquarium & Underwater Zoo, es imperdible el túnel de vidrio donde uno puede pasarse horas mirando los increíbles peces que pasan por sobre nosotros, tan solo por eso vale la pena entrar. Nosotros tomamos el ticket VIP, que nos permitió recorrerlo de principio a fin, mi favorito el túnel, después visitamos la exhibición de tiburones, nadamos junto a ellos en un pequeño barco con piso transparente, conocimos como crecen los y nacen los peces y medusas, y alimentamos a algunos de ellos. Tuvimos la oportunidad de ver las especies más raras que jamás imaginamos. Nos tomamos divertidas fotos, y nos llevamos un divertido y didáctico álbum de fotos como souvenir.

Como amantes somos amantes de los parques de diversiones, por supuesto, apartamos algunos días para visitar Motion Gate Dubai, y Ferrari World en Abu Dhabi, pero estos merecen una nota a parte.

Si deciden visitar los Emiratos Árabes Unidos, lean, infórmense, son tantas las cosas por conocer y visitar, y tantas las opciones que pueden armar el viaje según cada familia, no hay obligación de ir a tal o cual lugar, solo está la obligación de disfrutar y buscar placer en lo que nos haga felices.

Anímense a conocer Dubai no es una ciudad costosa, si hablan tan solo un mínimo de inglés es suficiente.

Soledad, del equipo de @dutyvip y gracias al equipo de http://ParquesTematicos.com

Notas recomendadas para tí